¿Cómo se lleva a cabo una buena administración del hogar?

¿Cómo se lleva a cabo una buena administración del hogar?

Las cuentas claras conservan la amistad (y la pareja). Por eso, llevar una buena administración del hogar es la base de toda sana relación. El manejo de las cuentas en casa no puede recaer sobre una sola persona porque involucra a la familia entera (está compuesta por dos o más personas e incluso por animales domésticos). ¿Empiezas a convivir con tu pareja? ¿Quieres ordenar las finanzas hogareñas? ¿Tienen metas de ahorro? En este artículo descubrirás las claves para compartir los gastos, cómo dar los primeros pasos y cinco consejos para poder mantener el orden.

Compartir gastos

Desde la primera cita cuando llega la cuenta en un bar, hasta las divisiones por la compra de alimentos cuando ya conviven juntos. No hay un tiempo establecido sobre cuándo las parejas comienzan a compartir los gastos. Sin embargo, cuando comienzan a convivir, es más común que los gastos ya empiecen a ser compartidos. Sobre todo porque se trata de una generación distinta a aquella cuando un solo miembro de la familia se encargaba de mantener el hogar. Buena-administracion-del-hogar El ahorro no es lo único que debe motivar a una pareja a compartir los gastos. Por eso, es esencial hablar con claridad sobre el asunto para tener una buena administración del hogar y dejar bien establecido qué sucedería frente a diversos escenarios posibles que pudieran ocurrir.  Por ejemplo: ¿Deberían poner la misma cantidad de dinero aunque uno de los dos gane más? ¿Deberían establecer montos fijos o porcentajes? ¿Qué es lo que quieren compartir? ¿Qué pasaría si uno de los dos perdiera su fuente de ingresos?  Aunque tantas preguntas pueden parecer demasiado, lo cierto es que lo mejor es dejar todo sobre la mesa. No hay una única respuesta válida para cada pregunta (como tampoco son solo esas las cuestiones que puedan surgir) dependerá de cada pareja encontrar la adecuada para su relación.

¿Cómo compartirlos?

Hay varias formas que cada pareja decidirá de acuerdo a su estilo y etapa de vida en la que se encuentran (no es lo mismo una pareja de 60 años que ya quizás se consolidó que una de 25 que todavía tiene la casa propia como un sueño a cumplir). Te dejamos dos modelos
  • Compartir gastos: aquí solamente comparten los gastos que generan en el hogar, pueden llegar a abrir una cuenta bancaria común para ellos donde solo depositan el dinero necesario para afrontarlos. También puede suceder que cada uno individualmente vaya pagando y que luego se hagan las cuentas para dividirlos.
  • Compartir gastos y ahorros: en este modelo el aliado es el fondo común. La administración del dinero aquí se hace a partir de que cada uno ponga un monto con el que pagan los gastos y también ahorra para futuros planes.

Los primeros pasos para la administración del hogar

Contar con un presupuesto es el primer paso para tener las finanzas hogareñas ordenadas. De acuerdo a las metas que se hayan puesto en tu familia, puedes elaborar uno mensual y/o anual. Tienes que considerar los objetivos financieros comunes.  Vamos con un ejemplo. Supongamos que quieren irse de vacaciones: ¿Cuánto dinero deberían ahorrar? Este objetivo de mediano plazo (los de largo están más asociados a compras como un automóvil o una casa) implica que se tengan que poner metas de ahorro mensuales y lograr que el dinero destinado a sus gastos (fijos y variables) se acomoden a ellas. Entonces, en el presupuesto (tanto en el anual como en el mensual) deberían registrar:
  • Gastos fijos (como la renta)
  • Gastos variables (por ejemplo, los alimentos)
  • Ingresos totales de la casa
  • Ahorro 
Por supuesto que, en una pareja, cada uno tendrá también sus gastos personales. Con tus ingresos, podrías calcular la distribución de tu dinero de acuerdo a estos porcentajes:
  • 50% gastos de la casa (alquiler, hipoteca, comida, ahorro común)
  • 30% personales (formación y desarrollo, ocio)
  • 20% ahorro individual (por ejemplo, para tu jubilación)

Cinco tips para mantenerte en el buen camino

Anota estos consejos que te serán de utilidad al momento de poner tu presupuesto en marcha:
  1. Registra cada uno de tus gastos: con esto podrás observar si mucho dinero se va en compras que no tienen ninguna o poca prioridad.
  2. Cumple a rajatabla tu presupuesto: anota por adelantado y en orden de prioridad los gastos.
  3. Abastécete de alimentos: cuando vayas a comprar un artículo, compra más de uno y guárdalo en tu despensa. También puedes programar las compras que haces (quincenal o mensualmente de acuerdo a tus ingresos).
  4. Presta atención a las rebajas para poder ahorrar más dinero
  5. Evalúa comprar al por mayor: así además de dinero te ahorrarás varios viajes a las tiendas. Eso sí, procura llevar una lista y apegarse a ella.
Tienes los pilares para una ordenada administración del hogar. Te animamos a dar el primer paso y llevar el tema a la mesa con tu pareja.    Fuentes de información (URLs) (1)
  1. verne.elpais.com/verne/…/1571329769_479612.html
  2. https://welp.com.mx
 

Si estás interesado en pedir un préstamo, Welp está para ayudarte.

PEDIR UN PRÉSTAMO

Notas relacionadas

Deja un comentario